roof-top-frio-calor-lg

LG refrigeró la torre de control de Aeroparque

Se trata del equipamiento en sistemas de aire con tecnología Inverter, capaz de ahorrar hasta 40% del consumo energético. El proyecto requirió una inversión de u$s 200.000 en productos e instalación.

LG Electronics abasteció la torre de control de Aeroparque Jorge Newbery con una serie de equipos de climatización debidamente seleccionados según sus necesidades. Entre ellos, se destaca el VRF Heat Recovery Inverter MULTI V IV y Roof Top Frio Calor por bomba de Calor. Esta obra, actualmente en funcionamiento, demandó una inversión estimada de u$s 100.000 en productos y otro monto similar destinado a la instalación de los sistemas.

La compañía surcoreana a través de su distribuidor oficial, Planeta Frío, fue encomendada para equipar con sistemas de aire la Torre de Control de Aeroparque Jorge Newbery. “Este proyecto no sólo nos reafirma frente a otras compañías como líderes en desarrollo de propuestas innovadoras con productos de última generación; sino que también tiene el foco puesto en el consumo responsable. Los equipos incorporan tecnología INVERTER, haciendo un uso eficiente de la energía y capaz de ahorrar hasta un 40% la demanda energética, precisamente en un espacio de alta dependencia/necesidad”, declaró Javier D’Assaro, project leader de la división Business Solutions de LG Electronics Argentina, a cargo de la gestión de este proyecto.

Por otra parte, la instalación fue realizada por la empresa instaladora Planeta Frio y tuvo una serie de equipos con diferentes características, totalizando 72 HP en sistemas de climatización. Teniendo en cuenta las necesidades del proyecto, se dispuso de equipos conocidos como VRF Heat Recovery Inverter, encargado de relocalizar el calor que se encuentra en una zona y distribuirlo en otra que lo necesite. Es decir, si se está cerca de un vidrio, por la incidencia del sol, en la zona se generará un ambiente cálido y este dispositivo cumplirá la función relocalizarlo en otro ambiente que lo requiera, gracias a esto, se logran altos niveles de eficiencia energética, minimizando el intercambio calor con el exterior, lo que representaría un desperdicio de energía.

Otro equipamiento utilizado es el Roof Top, del que se instalaron 40 Tr. Generalmente dispuestos para grandes superficies con una alta circulación de personas e instalados en el techo, tienen la particularidad de hacer recircular el aire del ambiente y renovarlo. Ya sea en frío o calor, el Roof Top toma el aire interior, atraviesa el equipo de climatización y luego lo devuelve al interior según la temperatura deseada. Aún más, este producto se destaca por poseer control centralizado. Esto es, desde un control es posible direccionar qué boca/superficie/ambiente necesita la mayor atención de aire (VAV).